auditoria web

Auditoria WEB

Diagnóstico técnico, de contenidos y de autoridad con revisión y mejora de 100 puntos de optimización. Análisis del rendimiento de la web y otros indicadores de carga, imágenes y diseño de una guía con buenas prácticas.

Una auditoría web consiste en el análisis y posterior corrección de los errores detectados en una página web o un blog, así como la implantación de los cambios necesarias con el fin de lograr optimizar sus distintos elementos, tanto de diseño como de contenidos, estructura, etc.

De esta forma, lograremos un mejor posicionamiento, mayor tráfico y más conversiones y, por lo tanto, un aumento de la rentabilidad.

Precio del servicio: A consultar

De esta forma, conoceremos con objetividad y exactitud cuál es el estado de salud de nuestra página, disponiendo de una información fundamental para: mejorar el posicionamiento en las entradas de Google y otros buscadores, conseguir más tráfico, aumentar el porcentaje de conversión de visitas a registros (leads) y a clientes reales, o ganar en prestigio y autoridad, entre otras ventajas.

Entusiasmo_

Ponemos pasión y ganas en todo lo que hacemos.

LOS TRES GRANDES ASPECTOS DE LA AUDITORÍA WEB: USABILIDAD, OPTIMIZACIÓN Y SEGURIDAD:

El análisis de la usabilidad_

La usabilidad es la facilidad y comodidad con la que los usuarios navegan por nuestra web. En este aspecto, una auditoria nos puede resultar de inestimable ayuda para detectar: enlaces rotos, ralentizaciones excesivas de la velocidad de carga de la página o de algunas de sus partes (sobre todo a través de teléfonos móviles), menús poco claros u otros problemas de navegación. En conjunto, la corrección de estos errores puede mejorar enormemente la usabilidad del usuario, mejorando también su experiencia y consiguiendo que las visitas que entren en nuestra página repitan y se queden más tiempo con nosotros.

Optimización de la página_

Un segundo aspecto fundamental en una auditoria web es analizar todos aquellos aspectos (que son muchos y variables) que influyen en el algoritmo de Google y que, por lo tanto, van a acabar determinando nuestra posición en la SERP tras las búsquedas de los usuarios: estructura de las URL, calidad de los contenidos, estrategia de palabras clave o keywords, arquitectura del sitio, número y calidad de los enlaces internos y externos, planificación de la presencia de la web en redes sociales y plataformas profesionales, etcétera.

Aspectos relacionados con la seguridad_

Uno de los aspectos cada vez más valorados y exigidos por los usuarios de una página web es la seguridad, especialmente cuando entran en juego datos personales o de especial sensibilidad, como los relacionados con la salud o los bancarios. De ahí la necesidad de detectar a tiempo cualquier tipo de vulnerabilidad o debilidad que permite que un tercero pueda hacer un uso fraudulento de dichos datos.